‘¿Cómo ayudamos?’ Oprah Winfrey y Dwayne Johnson se comprometen con $10 millones para los residentes de Maui desplazados por incendios

Oprah Winfrey y Dwayne Johnson donan $10 millones a los residentes de Maui desplazados por incendios

El Fondo Popular de Maui dará $1,200 al mes a adultos que no pueden regresar a sus residencias principales debido a los recientes incendios forestales, incluyendo a personas que eran dueñas o alquilaban sus hogares, según el sitio web del fondo. El fondo también buscará donaciones para extender el tiempo en el que puede brindar apoyo.

“¿Cómo ayudamos?”, dijo el actor de “Young Rock” que él y Winfrey se preguntaron durante los incendios, afirmando en un video lanzado junto con el anuncio que lucharon con la mejor manera de dirigir sus esfuerzos. “Quieres cuidar de la mayor necesidad de las personas, y eso es darles dinero”.

Esperan la ayuda de “cada persona que me llamó y dijo: ‘¿Qué puedo hacer?'”, dijo Winfrey en el video. “Esto es lo que puedes hacer”.

La pareja se inspiró en un fondo similar establecido por Dolly Parton después de que los incendios forestales arrasaron Gatlinburg, Tennessee en diciembre de 2016, matando a 14 personas y destruyendo 2,400 estructuras.

Jeff Conyers, presidente de The Dollywood Foundation, dijo que consultó con el equipo de Winfrey varias veces en las últimas semanas para compartir las lecciones que habían aprendido al administrar el fondo, que finalmente otorgó $11 millones a familias que habían perdido sus hogares.

“La idea de Dolly era que, ‘Oye, mira, estas son mis personas y quiero cuidar de ellas y confiamos en que sepan cómo se ve la recuperación para ellos y sus familias en los días y semanas siguientes a esta catástrofe inmediata aquí'”, dijo Conyers.

El fondo de Parton, llamado My People Fund, trabajó con los primeros respondedores y una compañía de servicios públicos local y les pidió a los residentes que les ayudaran a determinar qué estructuras fueron destruidas y quién vivía en esas casas, dijo Conyers. Alrededor de 1,000 familias recibieron asistencia del fondo, según una evaluación de la Universidad de Tennessee Knoxville College of Social Work. Eso incluyó una transferencia final de $5,000 al final de seis meses.

Para calificar para el Fondo Popular de Maui, los solicitantes deben mostrar una identificación gubernamental y una factura de servicios públicos a su nombre para una residencia perdida o inhabitada, dijo el sitio web del fondo.

Winfrey, quien vive en Maui a tiempo parcial, visitó un refugio de emergencia en Maui en los días posteriores al incendio forestal y se preocupó por llevar recursos de manera efectiva a los residentes. Al menos 115 personas murieron en los incendios, aunque se desconoce el número de desaparecidos. El incendio que arrasó la histórica ciudad de Lahaina el 8 de agosto fue el más mortífero en Estados Unidos en más de un siglo.

Los pronosticadores advirtieron el miércoles que los vientos racheados y la baja humedad aumentaron el riesgo de que los incendios se propagaran rápidamente en las partes occidentales de cada isla de Hawái, aunque no eran tan poderosos como los vientos que ayudaron a alimentar el mortal incendio hace tres semanas.

En el anuncio, Winfrey y Johnson dijeron que consultaron con “ancianos de la comunidad, líderes y residentes, incluyendo a Hōkūlani Holt-Padilla, Keali’i Reichel, Archie Kalepa, Ekolu Lindsey, Kimo Falconer, Tiare Lawrence, Kaimana Brummel, Kaleikoa Ka’eo, Brian Keaulana, Kaimi Kaneholani, Henohea Kāne, Paele Kiakona, Ed Suwanjindar, Shep Gordon y Jason Momoa”.

El Entertainment Industry Fund, una organización sin fines de lucro con sede en Los Ángeles que ayuda a las celebridades a administrar su trabajo de caridad, está patrocinando el fondo, según el anuncio.

Johnson y Winfrey esperan que el fondo continúe haciendo transferencias a residentes que cumplan los requisitos durante al menos seis meses, pero Winfrey dijo que dependerá del público estadounidense determinar cuánto tiempo se extiende el fondo, según su apoyo y donaciones.

Cuando se establece un programa de transferencia directa de efectivo, es importante definir el objetivo, dijo Holly Welcome Radice, representante regional para las Américas en CALP Network, un colectivo de organizaciones que estudia programas de asistencia en efectivo. En este caso, $1,200 debería corresponder al precio de la vivienda o los costos de vida para un adulto en el área o cualquiera que sea la necesidad que el fondo busca satisfacer, dijo.

“El objetivo será difícil de cumplir si el valor de la transferencia no está conectado a la realidad de las personas”, dijo, agregando que el fondo debería considerar si la economía local puede responder a la entrada de dinero y mapear qué otros servicios pueden necesitar las personas.

“Si es factible y apropiado, entonces el efectivo es una forma muy directa para que las personas se beneficien y tengan autonomía”, dijo Radice.

También, el fondo debe dedicar tiempo a comunicar claramente los parámetros del programa, dijo, “para que las personas comprendan quiénes califican y por qué califican, y asegurarse de que haya algún tipo de mecanismo de retroalimentación donde las personas puedan presentar quejas”.